Newsletter
Síguenos

Recibe las mejores historias del deporte peruano y mundial

El trono está vacante

La eliminación de los equipos de Messi y CR7 en los octavos de final de la Champions han dejado la impresión de que ya no están en la cúspide del fútbol mundial. En su análisis de lo ocurrido en la Liga de Campeones, el literato Tomás Córtez plantea que en la actualidad figuras como Benzema, Mbappé y Lewandowski han tomado el relevo.

UNO

Faltan siete minutos para el final de la primera parte. Ney da un toque maestro al Fenómeno francés. Galopa, imposible de parar. Se enfrenta al austriaco Alaba quien lo espera. Y el mejor, o uno de los mejores del mundo, define de derecha. Inatajable. El PSG es un equipo que se siente cómodo contragolpeando. Más aun, con un delantero, que es lo más parecido a Ronaldo Nazario.

En el minuto 12, Kylian ya había superado a Militao, dos veces, y rematado ante Courtois. Sendos pases de Neymar y Verrati. Messi y Neymar hicieron una pared deliciosa, y el argentino se la bombeó al arquero. Salió, afuera, por muy poco.

Minuto 53, misma asociación —Neymar y Mbappe— y un gol anulado por off side. Esta era la explicación del porqué, el Real, lo había esperado, tan debajo de su arco, en el Parque de los Príncipes. Temía al Siete. Ahora era imposible, había que arriesgar. El 10 toca a Messi. Y éste inventa un gran pase. Kilyan, corriendo de atrás, supera a MIlitao, pero antes, el zaguero, lo desacomoda. Y Alaba, cruzándolo, le traba milagrosamente el remate. Era el segundo.

TAMBIÉN LEE: La Champions es Play Station, una columna de Tomás Córtez

Fueron 150 minutos de dominio francés. Había sido superior. En el Bernabéu, en el minuto 60, Ancelotti trocó. Sacó a Kroos y Asensi. Entraron Rodrigo y Camavinga y cambio el juego del Real. David y Militao comenzaron a controlar, un poco mejor, a Mbappe. Y sucedió lo impensado.

“El futbol juega mucho lo mental, lo psicológico. Es increíble que, en el futbol, que tanto aportó a la psicología, muchos lo desechen”, señaló alguna vez Roberto Perfumo, ex jugador y comentarista. Las dudas hamletianas de Gianluigi Donnarumma, ante uno de los mejores delanteros del mundo, lo condenaron. Olió sangre, el francés, y fue a por más. Ya lo había hecho contra el Liverpool en la final de la Champions del 2018. Ese grueso error defensivo, entre el arquero y el central, hundió al PSG. ¿Por qué, si solo era el gol del empate? Igual seguía clasificándose el equipo de Messi. Pero, en el futbol, uno más uno no es dos. No es matemáticas. Si siendo defensa, no asimilas el golpe, te bajoneas, en forma inversamente proporcional, al delantero. A quien se le sube la adrenalina, multiplicado por mil. Entonces, la defensiva parisina no tuvo respuestas, adecuadas, ante el embate que se vino.

Luego Messi trató de aquietar el juego. Full toque. Tenía con qué. Pero de vuelta dudó la zona defensiva. En el tercer gol, Marquinhos, como un delantero madrilista, da un pase perfecto a Benzema. Y lo que vino después fue la apoteosis. Incluso, pudo venir el cuarto y quinto gol. El PSG ya era un equipo roto. Así, jamás va a ganar la Champions.

Todos preguntarán: ¿Por qué Karim no fue parte del equipo campeón de 2018? ¿Giroud —que no marcó ningún gol— era mejor? ¿O es que el técnico francés era miope y necio? Creo que las dos últimas son las respuestas correctas. Francia tiene la oportunidad histórica de ganar por tercera vez una Copa del Mundo. Cuenta con los dos mejores delanteros de la actualidad: Benzema y Mbappé. Ningún otro seleccionado tiene cracks de esa categoría en la delantera.

DOS

El 2-0 de la ida fue mentiroso. Y lo confirmó el 0-1 de la vuelta.  Liverpool debió empatar, pero así, también, el Inter no mereció los 2 goles en Milán, ni siquiera perder. Se despide con un sabor amargo el equipo italiano. Si hubiera jugado ante el Benfica, Ajax o el Lille hubiera clasificado. Sin lugar a dudas. Mientras tanto, el Liverpool debe mejorar, tiene con qué. Luis Díaz debe ser titular, le aporta frescura y tiene mayor bagaje técnico y repentización. En la Premier, está a punto de alcanzar al City, pelear dos torneos puede ser perjudicial o aliciente, de acuerdo a la dosificación física de sus players.

Por otro lado, el Manchester City de Guardiola clasificó sin mayores complicaciones. Ser abonado de los citizens tiene un plus, jamás te aburrirás en un partido de los azules. Fue un partido entretenido. El hecho de ser un equipo vertical, te permite brindar espectáculo. Incluso, el Sporting de Lisboa tuvo sus ocasiones.

TRES

“¿Cómo lo vamos a traer, si juega en la Championship (la Segunda división) inglesa? ¿Estás loco?”, le espetó Fernando Roig, el presidente del Villarreal al entrenador Unai Emery. El tiempo le daría la razón al director técnico.

Arnaut Danjuma es enorme y tiene cierto parecido, en el juego y físico, a Kylian. La rompió ante el Granada —hizo tres goles— y ante la Juventus fue fundamental. El mérito total es del técnico francés del Villarreal. Lo conocía de su periodo inglés.

“Tengo un gran respeto por lo que el Atalanta está haciendo, pero sin ningún bagaje histórico internacional, y con unas grandes actuaciones, se han ganado el acceso directo a la competición europea de clubes más importante. ¿Está bien o no?… Tenemos que proteger las inversiones y los gastos de los clubes grandes”, señaló en el 2020  Andrea Agnelli, el presidente de la Juventus.

Ahora sus palabras le han caído como un boomerang. Un equipo proletario, de una ciudad con cincuenta mil habitantes, eliminó, por goleada, a la petulante y oligarca ‘Vecchia Signora’. Eso es el futbol, democrático como nunca, algo que la Superliga quiere eliminar de un brochazo. Puedes ser más poderoso y rico. Aun así, el más chico y de presupuesto ínfimo, puede ganarte. En la cancha son once contra once.

La Juve se lanzó con todo. Era lo único que le quedaba, en la Serie A, no tiene, prácticamente, posibilidades. Destacó el arquero Rulli, ante las arremetidas de Vlahovic, pero el ‘Submarino Amarillo’ jugó tranquilo y atacó, en diversas oportunidades. Sabedor de su potencial.

“Después del divorcio fue difícil para mi madre encontrar un lugar donde vivir. No teníamos ningún lugar propio para vivir y nos quedábamos en casa de amigos cuando podíamos. Algunos días acabábamos durmiendo en el coche porque no teníamos donde ir”, así presentó su infancia Danjuma. En Turín, el niño que dormía en un auto, el jugador de segunda división apareció y la ‘Vieja Señora’ sufrió las consecuencias. Así como el PSG sufrió su debacle, el equipo del pretencioso Agnelli tuvo su miércoles negro.

CUATRO

Entre las diferencias, que existen entre Chelsea y Lille, está la calidad técnica de sus jugadores. En tanto, los franceses erraron, las ocasiones claras que tuvieron, los azules convirtieron. Jorginho dio un hermoso pase al vacío a Pulisic. Y éste, definió como un crack. Es cualidad intrínseca. 

TAMBIÉN LEE: Terror en Querétaro, un informe sobre la violencia en México

Hace unos años me topé, en una ocasión, con un madrileño que estaba de visita por Asunción.

—Eres del Real, entonces —le dije

—Pues hombre, no me jodas, colchonero toda la vida. Joder. Me estas insultando —me refutó.

Para resarcirme, le hablé del equipo del Aleti, campeón del 77.

—Recordas a Leivinha, Raton Ayala, Luiz Pereira, que gran campeón, ¿no?

Se emocionó hasta las lágrimas y me abrazó.

Hablamos cerca de una hora de futbol —un peruano y un colchonero— en un shopping Asunceno, hace más de 15 años atrás. Rememorando viejos triunfos del club de sus amores. Ese es el Aleti. Hinchas, que celebraron pocas veces, aun así, siempre orgullosos de su Aleti (así lo llaman).

Podrán decirme que el sistema de Simeone es netamente defensivo. Siempre lo ha sido. Eso sí, tuvo y tiene grandes delanteros: Falcao, Diego Costa, Griezmann y Joao Felix. El Manchester, si bien tuvo ocasiones, nunca fue superior. No lo arrasó. Y a un equipo del ‘Cholo’ lo tienes que liquidar, si lo quieres eliminar. Los contragolpes fueron perfectos, certeros. El gol fue una delicia. El Aleti, por lo demostrado en ambos partidos, fue superior.

En tanto, que el Ajax pecó de inocuo en su ataque. El Benfica, sin ser superior lo eliminó. Aun así, los portugueses, son un equipo netamente inferior a los demás. Por último, el Bayern recuperó la memoria y la efectividad ante el campeón austriaco. Robert Lewandowski anotó un hattrick en 23 minutos de juego. Dedicado para todos aquellos periodistas incrédulos y profanos que no le votaron en la elección del Balón de Oro. Volvió el equipo Bávaro, ojo con ellos. Se vienen unos cuartos de final tremendos. ¿Alguien duda, ahora, que Lewandowski, Mbappé y Benzema son los mejores del mundo? ~

Total
0
Shares
Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Publicaciones relacionadas
Leer más

Una leona jamás se rinde

La historia de Kei Kamara, la estrella de la conmovedora selección de Sierra Leona, resume bien la esperanza de un país que ha tenido que sobrevivir a una guerra civil de más de una década, la epidemia del SIDA y la propagación del ébola.
Leer más

Un ‘galáctico’ devaluado

¿Terminó siendo un buen negocio para Alianza Lima la contratación de Jefferson Farfán? El comunicador especialista en publicidad y marketing Julio Pérez Luna afirma que si inicialmente los réditos económicos obtenidos por el club íntimo indicaban que se había invertido correctamente; las lesiones y los escándalos están provocando que la marca Farfán experimente una crisis de reputación. Darle un nuevo rol al ‘diez de la calle’ sería una estrategia que permitiría que se reconecte con los hinchas del club de La Victoria.
Leer más

Varillas al alza

Juan Pablo Varillas es parte del selecto grupo de los peruanos que ingresaron al Top 100 del ranking ATP. Junto a Yzaga, Arraya, Horna y Di Laura, su nombre ya está en la historia del tenis nacional. No hay una receta mágica para este logro, salvo mucho trabajo. Tuvo que irse a Argentina para mejorar su preparación y espera seguir escalando en la tabla. La periodista Ornella Palumbo sube a la red para entrevistar a la raqueta número 1 de Perú.
Total
0
Share