Newsletter
Síguenos

Recibe las mejores historias del deporte peruano y mundial

Nuevo maestro, nueva pizarra

Uruguay ha ganado sus últimos dos partidos y está en zona de clasificación con un nuevo entrenador al mando: Diego Alonso. El periodista y analista de fútbol, José Miguel Vértiz, explora la nueva versión charrúa y las diferencias con su antecesor: el Maestro Tabárez. Una radiografía de nuestro rival directo.

El Centenario de Montevideo será el escenario de un duelo de descarte por un cupo al Mundial Qatar 2022. Perú, que acumula una racha de tres victorias y un empate, visita a Uruguay, recuperada anímicamente por el entrenador Diego Alonso, luego de sumar dos victorias seguidas para meterse nuevamente en la pelea por la Copa del Mundo.

Uruguay, ubicado en la cuarta posición con 22 puntos, le saca una diferencia de uno al equipo de Ricardo Gareca, posicionado en zona de repechaje con 21. Será una final para ambas selecciones, ya que los charrúas cierran el certamen visitando a Chile y La Bicolor recibirá a Paraguay en Lima.

ESTADÍSTICAS DE PERÚ Y URUGUAY

Perú ha robado 10 puntos (tres victorias ante Ecuador, Venezuela y Colombia y un empate ante Paraguay) de 24 posibles como visitante y Uruguay ha conseguido 14 unidades (4 victorias y 2 empates) de 24 en casa (solo perdió ante Brasil y Argentina).

Después de ponerle fin a la era de 15 años del Maestro Oscar Washington Tabárez, con un cuarto puesto en Sudáfrica 2010 y una Copa América 2011, por los malos resultados (5 partidos sin ganar con 4 derrotas y 1 empate) en noviembre del 2021, Diego Alonso fue designado como nuevo entrenador en enero de este año. Lleva casi tres meses en el cargo.

TAMBIÉN LEE: ¿Y si el Dios sudoroso se vuelve blanquirrojo?, ucronía de Bruno Rivas Frías

Durante las Eliminatorias, Tabárez usó los sistemas 4-2-3-1, 4-3-3, 4-3-1-2, 4-1-4-1, 4-4-2 y 3-5-2 con diferentes jugadores.

Última alineación del Uruguay de Tabárez jugando de local.

¿CÓMO JUEGA EL URUGUAY DE DIEGO ALONSO?

Diego Alonso tomó un equipo que andaba sin rumbo, anímicamente golpeado por los resultados y sin identidad de juego. Su última victoria había sido el 9 de septiembre del 2021 (1-0 ante Ecuador), acumulaba 5 partidos sin ganar con 4 derrotas y 1 empate y en esa mala racha había recibido 11 goles contra rivales como Argentina, Brasil y Bolivia en La Paz. Solo habían anotado un gol.

Diego Alonso recuperó mental y físicamente al grupo. Construyó a partir de la base de jugadores experimentados como Godín, Giménez, Bentancur, Valverde, De Arrascaeta, Suárez y Cavani y le dio oportunidades a futbolistas que no habían debutado y/o sumando pocos minutos en las Eliminatorias como el portero Sergio Rochet, los defensas Ronald Araújo y Mathías Olivera, el mediocampista Mauro Arambarri, los volantes Facundo Pellistri, Agustín Canobbio y el delantero Darwin Núñez. Ahora podrá sumar a Lucas Torreira, baja en la última fecha doble por COVID-19.

Las primeras modificaciones que hizo Diego Alonso fue presentar un sistema de juego: el 1-4-4-2 ante Paraguay y Venezuela. Uruguay fue un equipo que buscó dominar las fases del juego, agresivo para defender, con mucha dinámica en el mediocampo, que priorizó la posesión del balón y verticalidad en los pases, también la superioridad numérica en carriles laterales, usando los cambios de orientación para encontrar jugadores libres y finalizar las jugadas. Diego Alonso interpretó los momentos del juego para realizar los cambios y usar sistemas de juego alternativos como el 3-5-2 para atacar y el 5-4-1 o 5-3-2 para defender.

El resultado han sido 2 victorias: ante Paraguay por 1-0 y una goleada contra Venezuela por 4-1 en condición de local. Anotó 5 goles, recibió 1 tanto y dejó la valla invicta. “El cambio táctico en un partido es el gol”, es una frase repetitiva en sus conferencias de prensa.

También es un entrenador que se adapta al rival. Por ejemplo, de visita contra Paraguay utilizó a Federico Valverde como volante por izquierda para tapar la salida del lateral rival y también dio titularidad a Darwin Nuñez para hacer el desgaste de presión alta, el juego directo y atacar los espacios a la espalda de los centrales.

De local, ante Venezuela, sacó Matías Vecino (baja por COVID-19 ante Perú) y alineó a Valverde como mediocampista interior, De Arrascaeta entró por izquierda con perfil cambiado y Cavani acompañó a Suárez en ataque.

FASE DEFENSIVA

BLOQUE ALTO

En bloque alto, el equipo de Diego Alonso mostró una presión intensa con los 2 delanteros: Luis Suárez, Darwin Nuñez/Edinson Cavani. En varios momentos del juego, presionaron fuerte a la línea defensiva y portero para obligarlos al error o jugar largo para que los centrales uruguayos ganen los duelos aéreos y recuperar la pelota.

BLOQUE MEDIO

Los mediocentros cerraron los espacios por dentro para que el rival juegue por banda y presionar con superioridad numérica. Siempre coordinaron quien saltaba a presionar para no dejar espacios favorables en el medio.

BLOQUE BAJO

Intentaron defender el área con varios jugadores. Uno de los movimientos de Diego Alonso fue que Araújo se coloque al lado de los centrales para hacer un marcaje zonal en los centros laterales. Sergio Rochet interpretó los momentos para salir a rechazar o tomar el balón.

El paraguayo Almirón y el venezolano Soteldo se colocaron por banda para quedar mano a mano con Araújo, pero el central del Barcelona, convertido en lateral, usó bien su cuerpo para incomodar con velocidad y hacerse del balón.

La identidad de los centrales uruguayos son los duelos aéreos, tanto para defender el juego directo, centros laterales, tiros de esquina abiertos y cerrados. Godín, Giménez y Araújo fueron protagonistas al anticipar a sus rivales. Además, tuvieron una alta concentración para bloquear los remates de fuera del área con los mediocampistas interiores.

FASE OFENSIVA

INICIO DEL JUEGO

El sello de Diego Alonso fue el inicio de juego en corto. Bentancur retrocedió para ubicarse entre los centrales, Godín y Giménez se colocaron en amplitud y los laterales en profundidad. Asumieron riesgos, pero no pasaron apuros. Cuando los presionaron alto, se apoyaron en el portero para jugar largo, siempre buscando a los delanteros para el juego directo y ganar segundas jugadas.

Ante Venezuela, Godín tuvo espacio para conducir ante la presión flotante de los atacantes. Por ejemplo, en el gol de De Arrascaeta, tras pase de Pellistri, cruzó el mediocampo con balón y Bentancur lo relevó en su posición. Giménez es un central más simple, de pase seguro.

CONSTRUCCIÓN DEL JUEGO

En la construcción del juego, podemos ver mucha verticalidad en el carril central con Bentancur y Valverde en zonas intermedias. Son dos mediocampistas rápidos para las tomas de decisiones. El hombre del Real Madrid prueba con remates de larga distancia y traslada rápido el balón a campo rival. De Arrascaeta tiene mayor libertad en todo el frente de ataque, aparece por banda izquierda, luego se coloca en intervalos entre línea defensiva y medios para recibir y generar el colectivo.

TAMBIÉN LEE: Muchachos provincianos, informe de Antenor Guerra-García

Los laterales se proyectaron constantemente, más Olivera que toma mayor protagonismo por izquierda, puesto que, acompaña la jugada. Pese a que no es su puesto natural, Araújo es atrevido cuando lo hace, genera el 2vs1 para atacar el espacio y recibir pases en profundidad.

Utilizaron el tercer hombre, con los descensos de Suárez o Cavani, para abrir con el lateral por banda. Una de las zonas preferidas para hacer superioridad numérica es el carril derecho donde está Facundo Pellistri.

Pellistri le ha dado frescura al ataque de Uruguay. Es talentoso, encarador, gana duelos en el 1vs1, está atento a controlar el balón de las segundas jugadas cuando juegan directo. Canobbio es otra alternativa para el segundo tiempo, pero no ha sido convocado ante Perú. Facundo Torres podría ser pieza de recambio.

FINALIZACIÓN DEL JUEGO

Trataron de finalizar las jugadas con remates a portería, ya sea dentro o fuera del área. Además, buscaron los centros laterales al segundo palo donde suelen estar ubicados Suárez o Cavani. Realizaron desmarques a la espalda de los centrales para aprovechar esos espacios favorables y están atentos para ganar los rebotes del portero.

En esa fase del juego, hay que destacar a Luis Suárez, goleador de Uruguay en las Eliminatorias con 7 tantos: 5 de ellos de penal, 1 de tiro libre y 1 dentro del área con su pierna menos hábil, la izquierda. De Arrascaeta le sigue con 4 tantos y Cavani con 2.

TRANSICIONES

DEF-OF

Es un equipo que presiona intenso en varios pasajes del partido. Marcan con 2 o 3 jugadores para robar el balón y realizar las transiciones rápidas. En los dos partidos, crearon grandes ocasiones de gol en transiciones de defensa a ataque. La zona preferida donde recuperan balones es en el campo del rival. Tienen el arco rival en la mira.

OF-DEF

Cuando son superados, trataron de replegarse en su campo y proteger el carril central. El jugador que perdió el balón cambia el chip inmediatamente. Hacen un desgaste al 100% para recuperar o cortar con falta. Bentancur, Valverde u Olivera suelen ser los jugadores que temporizan para que sus compañeros vuelven a su zona.

ESTRATEGIAS

Federico Valverde y De Arrascaeta suelen ser los jugadores encargados de los saques de esquina y tiros libres cercanos. Algunas jugadas preparadas son lanzar centros pasados al segundo palo para buscar el cabezazo de Diego Godín. Otra arma por arriba es Ronald Araújo.

Bentancur y Pellistri son los dos jugadores que se quedan en la frontal para tomar las segundas jugadas en los tiros de esquina, mientras Olivera es el último hombre que se queda a defender. Si el rival le coloca dos delanteros descolgados, Bentancur no sube al ataque y Pellistri queda en la frontal.

TAMBIÉN LEE: La balanza inclinada, un informe de Mariafe Serra

¿QUÉ PLANTEAMIENTO PUEDE HACER PERÚ?

Uruguay lo va a llevar a un terreno incómodo desde el primer minuto de juego. Presionando alto para robar y realizar transiciones rápidas con espacios en ventaja, y en fase ofensiva, generando remates de fuera del área, atacando las espaldas de los centrales o el juego aéreo. Para sacar un resultado positivo, Perú deberá tener una alta concentración en zona defensiva para atacar con transiciones rápidas y que Pedro Gallese aparezca en los momentos claves.

Si logra adueñarse de la posesión en el mediocampo con pases verticales y duelos en el mano a mano por banda, tendrá momentos exitosos en el juego con nuestro tridente Cueva-Carrillo-Lapadula.

Como sabemos que Uruguay es fuerte en el juego aéreo, busquemos la proyección de los laterales para sacar centros atrás o buscar los desmarques de Lapadula al espacio. Siempre finalizar las jugadas para que el equipo se acomode nuevamente.

En los tres triunfos como visitante, ante Ecuador (2-1) en Quito, Venezuela (2-1) en Caracas y Colombia (1-0) en Barranquilla, Perú perdió la posesión del balón, pero sus goles fueron a través de contragolpes rápidos y en la segunda parte. Que esta noche también sea propicia. ~

Total
0
Shares
1 comment
  1. Muy precisos tus comentarios, lees muy bien el fútbol. Felicitaciones y abrazos sobrino. ARRIBA PERÚ.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Publicaciones relacionadas
Leer más

Tapia, el monarca discreto

No son pocos los que han destacado la gran performance de Renato Tapia en la victoria sobre Venezuela en Caracas. Para el periodista y escritor Leonardo Ledesma Watson, el volante central de la selección mantiene una regularidad que ha sido clave para que la selección pueda depender, y sin miedo, de sí misma.
Leer más

La batalla de Arica

El debut de la Unión Soviética ante Yugoslavia en el Mundial de Chile 62 guarda una episodio poco recordado en nuestros días. El escritor y exministro de Cultura Alejandra Neyra se vale de elementos de la literatura para reconstruir la trágica historia del defensa de origen ucraniano Eduard Dubinski.
El ataque de Australia, rival de Perú, suele ir por la vía aérea. KATTYA LÁZARO
Leer más

El método Canguro

En pocas horas, Perú jugará su segundo repechaje consecutivo buscando el cupo para Qatar 2022. El rival es Australia, un equipo al que le ganamos en Rusia 2018 pero que ha cambiado técnico, jugadores y estrategia. El analista de fútbol, José Miguel Vértiz hace una radiografía de los Socceroos, que tienen como principal arma el juego áereo, y apunta a las debilidades que puede aprovechar el equipo de Ricardo Gareca.
Total
0
Share